Higo Mental

SESIÓN #12: CASA / Picnic Sessions. CA2M (Móstoles) / 13-06-2019

Higo Mental

¡Hola! ¡Buenas noches! ¡Gracias por venir! Somos Higo Mental y hemos preparado una sesión sobre el concepto de casa, que es muy amplio… ¡a ver dónde nos lleva!.

Acabamos de ver una fragmento de Umberto D. (1952), de Vittorio De Sica. Es una referencia un poco obvia pero así vamos entrando poco a poco en el tema. Maria es la empleada doméstica de la casa en la que Umberto D., el protagonista del film, alquila una habitación. Una habitación, por cierto, que ya no puede pagar con su pensión y por eso lo quieren echar. La escena que hemos visto es bastante famosa, probablemente de lo mejor del neorrealismo italiano. Ella prepara el café y piensa en su embarazo, el padre ni está ni se le espera. Maria es la única que cuida de Umberto D., los cuidados siempre recaen sobre las mujeres, y este fragmento nos plantea una pregunta que no vamos a contestar en esta sesión: ¿quién cuida de las que cuidan? Con esto le paso la palabra a Marta.

Higo Mental

Me voy a mantener en un registro similar al de Ricardo, voy a poner un fragmento de Saute Ma Ville, el primer cortometraje que la cineasta Chantal Akerman grabó en 1968, coincidiendo con mayo del 68, un contexto, como sabéis, especialmente marcado por un cuestionamiento del statu quo.

En Saute Ma Ville Akerman se encierra en su cocina, en su espacio doméstico, un acto aparentemente trivial que termina convirtiéndose en un alegato subversivo de ruptura con el lugar asignado a las mujeres. Curiosamente, en un momento en que la sociedad ocupaba la calle, el espacio público, como gesto de protesta, Akerman se atrinchera en su casa, convirtiendo su cocina en el escenario desde donde romper el orden establecido: tira la comida y el menaje al suelo, ningún utensilio responde a su funcionalidad asignada y ella, como protagonista, huye de cualquier obligación doméstica.

(Proyectado desde el minuto 4:20 hasta el final)

R: Bueno, pues yo pego un salto al mundo de la publicidad, aunque me quedo en trabajo doméstico. Lo pongo y después comentamos.

No sé qué os parece, conmigo funciona siempre, me pone la piel de gallina. Pasado el momento de empatizar y verme ahí en ese hombrecillo, me interesa esta representación del hombre afectivo, que se trata como una excepcionalidad pero no lo es. No nos engañemos, tenemos que reconocer que esto es la nueva masculinidad hegemónica. El hombre frío, calculador o el machirulo bruto no es más que un arquetipo negativo que sirve para legitimar estas nuevas masculinidades o masculinidades alternativas, que no tienen porqué ser menos machistas, sino que se adaptan a nuevos tiempos. Recomiendo para este tema el libro Masculinidades y feminismo, de Jokin Azpiazu Carballo, editado por Virus. Como bien dice, los hombres siguen sin cuidar de sus mayores, lo cual conecta este vídeo con el de Umberto D. Aquí el protagonista de Taladro necesita de los códigos de los hombres para relacionarse con su padre. Y cuando hablo de los códigos de los hombres me refiero al taladro, esa pistola reservada a los hombres como única tarea doméstica. Es muy interesante el diseño de los objetos del mantenimiento hogar, son muy marcados en el género… ¡lo que separa un taladro de un suavizante! Pero bueno, eso ya es otro tema.

M: Sigo con el trabajo doméstico y me quedo en la televisión, ya que Ricardo ha abierto este camino. Vamos a ver un fragmento de un programa que se llama “En la tuya o en la mía”, un programa de Bertín Osborne que consiste, básicamente, o en invitar a la gente a comer o en autoinvitarte a la casa de los demás. En este caso es Bertín Osborne con Mariano Rajoy. Es hora de comer y Mariano Rajoy confiesa que tiene hambre y….vamos a ver.

Rajoy puede dar un discurso pero, desde luego, la vitrocerámica no la puede encender. De alguna manera él se otorga la capacidad de palabra, se define como sujeto con capacidad de enunciación… En fin, después todos sabemos qué pasa con los dicursos de Rajoy...

R: Yo traigo otro por el estilo…

M: Vamos a hablar de arquitectura empezando a través de un vídeo que aparentemente nada tiene que ver. Se trata de una actuación en los años 30 y en París de la bailarina de cabaret Joséphine Baker. Ella solía realizar bailes africanos que resultaron cautivar obsesivamente al famoso arquitecto austrohúngaro Adolf Loos. La obsesión de Loos por Baker se canalizó a través del diseño de una casa para la bailarina que no dejaba de ser una expresión de deseo erótico. Loos proyectó prácticamente un casa que ofrecía un espectáculo de cabaret para un solo espectador: él mismo. En esta casa, que nunca llegó a hacerse —de hecho no se sabe si Baker y Loos llegaron a conocerse— había varias estancias, entre ellas un comedor privado, aislado del resto de la casa que estaría conectado directamente con la estancia más importante: una piscina iluminada por luz cenital y perforada por una serie de ventanas que darían directamente al comedor privado que hemos mencionado. Desde el comedor, Loos se imaginaría a él mismo observando el cuerpo de Baker a través de estas ventanas. En fin, Baker como musa para canalizar los deseos eróticos de un arquitecto a través de un proyecto fantasioso y profundamente voyeuristico.

No sabemos si Baker y Loos se conocieron, lo que sí sabemos es que Le Corbusier sí conoció a Baker y él nos podría llevar hasta otra historia de obsesión y deseo, que es la que Le Corbusier tuvo con la Villa E1027 de la arquitecta Eileen Gray, hasta el punto de que Le Corbusier se tomó la libertad de pintar unos murales en esa casa sin pedir permiso a Grey (por supuesto, hubiese sido inconcebible que alguien hiciese lo mismo en una casa de Le Corbusier) y, bueno, la obsesión era tal que llegó construirse una especie de cabaña justo detrás con una pequeña ventana que miraba directamente a la casa de Gray, y hay que tener en cuenta que la Villa E1027 estaba en un sitio especialmente remoto y aislado porque Eileen Gray lo que quería justamente era privacidad… En fin, esto es otra historia, vamos a celebrar a Josephine Baker viéndola bailar.

A veces en Higo Mental nos pasamos por el forro el tema del diálogo y hacemos uso del comodín de los dos vídeos. Volviendo a la relación entre arquitectura y deseo, voy a poner un vídeo que formaba parte de la exposición Playboy Arquitectura 1953-1979, comisariada por Beatriz Colomina quien ha estudiado estos temas a consciencia. La exposición exploraba el papel crucial de la arquitectura moderna en la construcción del imaginario Playboy. Enseñaba cómo la arquitectura se movilizó para dar forma a una nueva identidad sexual y de consumo para el hombre blanco heterosexual y estadounidense. De alguna manera también, a través de esta revista el gusto arquitectónico se volvió pieza clave para el arte de la seducción. Este vídeo muestra la serie de pasos y desplazamientos domésticos para que la seducción de este Playboy sea exitosa.

R: Yo de tema arquitectónico traigo “Quién teme al ladrillo feroz”, del estudio de arquitectura BOPBAA de Barcelona. Me interesaba por la facilidad con que se remixea un cuento que ha calado tanto… todxs nos hemos comido ese “Trabajar es importante!”. Claro, conecta también con una cultura de la sostenibilidad y los materiales biodegradables. Se explica solo. No tiene absolutamente nada que ver con lo que traía Marta...

M: Ya que Ricardo ha dejado entrever con este vídeo la cuestión del ladrillo y la construcción, vamos a hablar de vivienda. Primero, un ejercicio de memoria. Y es que una de las obsesiones de Franco era crecer y para ello era necesario construir. Una de las claves para este proyecto de expansión se resume en la frase que dijo José Luis Arrese, el que fue ministro de vivienda durante el franquismo. La frase en cuestión fue “queremos un país de propietarios y no de proletarios”. Partiendo de esta premisa y sembrando la semilla de la especulación en 1961 arrancó un plan de vivienda masivo: durante 15 años se edificaron casi seis millones de pisos. Este plan implicaba, por supuesto, dar libertad absoluta a la empresa privada y el régimen era cómplice hasta el punto de expropiar terrenos para dárselos a promotores.

Bien, fruto de este plan surgieron por ejemplo, los 114 bloques de piso de Ocharcoaga, en Bilbao, que Franco inauguró en 1964. Estos pisos se otorgaron en 1961 y ya en 1963 presentaban humedades y goteras que derivaron en fallecimientos por neumonías y en considerar que hasta 200 de estos pisos eran insalubres e inhabitables.

Por supuesto, las crónicas de la época eran absoluta propaganda y vinculaban directamente la construcción de estos bloques con el fin del chabolismo. Parte de esta propaganda fue el reportaje de 11 minutos que hizo Jorge Grau a petición de Franco. Vamos a proyectar la presentación del reportaje, pero podéis verlo entero aquí.

R: El de la vivienda es un temazo, la verdad… que levante la mano quien hoy haya hablado sobre el alquiler directa o indirectamente en algún momento… *solo Ricardo levanta la mano*

Está clarísima la relación que hay entre la turistización de nuestros barrios y ciudades y el encarecimiento de los alquileres y nuestras vidas en general. En Barcelona nació hace unos años la ABTS, Assemblea de Barris per un Turisme Sostenible, que parece ser que al poco tiempo descartaron la noción de turismo sostenible y empezaron a hablar directamente de decrecimiento turístico.

Voy a poner dos vídeos suyos que me interesan por una cuestión de lenguaje: cómo este tipo de registro audiovisual de la protesta comparte siempre unos códigos de imagen. Ya no hablamos solamente de la imagen pobre a la que se refiere Hito Steyerl, que no siempre lo es, sino de realización pobre. Atención también al ruidaco de pitos y batucada… Veremos dos vídeos: una acción que hicieron en el Soho House y una perfo que hicieron delante del ayuntamiento. No sé si hay Soho House en Móstoles o Madrid, es una especie de club privado internacional que da mucho asco para gente pija creativa… En Barcelona, este proyecto gentrificador se dio en el barrio gótico, en un edificio que vaciaron de vecinos mediante mobbing.

Para evidenciar esta cuestión del lenguaje audiovisual, le he pedido a Marta que mientras vemos los de la ABTS en esta pantalla, pongamos uno de Blackstone en la otra. El corporativismo capitalista también tiene sus códigos audiovisuales, que son bastante diferentes a los de la protesta. Blackstone es el fondo buitre por excelencia, es quien amenazó con irse del estado español si la regulación del alquiler se tiraba para adelante. Con sede en Nueva York y mediante un entramado bastante complejo y opaco de empresas, lo que hace es expulsar a las vecinas de nuestros barrios, básicamente.

M: En cualquier caso, tanto el turismo como Blackstone nos obligan a movernos cada vez a casitas más pequeñas y más pequeñas pero que siguen a precios desorbitadas. Está muy de moda el tema de las tiny houses, hay muchos programas en la tele… No voy a poner nada de esto pero sí he visto recientemente un vídeo en twitter de una aplicación, de un juego para móvil que se llama Unpacking. Consiste en que tu tienes una serie de cajas, que supuestamente corresponden a tu mudanza y tienes que ir ubicando las cosas en sitios y esos sitios pueden ir siendo cada vez más pequeños…. Yo me imagino a todo el mundo en el metro intentando simular cómo será su casa dentro de un tiempo y viendo como se las apaña para guardar sus cosas…

M: Un segundo vídeo que encontré a través del Sindicat d’habitatge del Raval. Esta vez un poco más duro. Miquel Buch, actual consejero de interior de la Generalitat de Catalunya en defensa de los mossos y considerando que no tienen ninguna implicación en procesos de desalojo. Hay una cosa que me hace gracia y es que en Catalunya hay una serie de gente que tiene la idea de que los mossos, por ser la policía de “casa” son menos policía.

R: Y acabo yo la sesión haciendo trampa, con un vídeo que no está en internet, sorry… También es un vídeo algo más esperanzador que este último, aunque tampoco es la alegría de la huerta. Aunque parezca que nos hemos ido por las ramas y que poco tenga que ver todo esto con cuestiones de género y feminismo, la verdad es que probablemente ahora mismo hay pocos espacios tan feministas interseccionales como los de la lucha por una vivienda digna.

Este 8M en Barcelona los grupos autónomos de barrio que trabajan en materia de vivienda lanzaron una campaña llamada Fem llars feministes (Hagamos hogares feministas). Esta campaña denunciaba como la emergencia habitacional es siempre más dura con las mujeres, ya sea con las familias monomarentales como en aquellas que no lo son y la mujer acaba cargando con el peso de la burocracia y la asistencia a espacios de apoyo mutuo. De hecho, aunque lo más dramático y vistoso siempre son las imágenes que acabamos de ver de la gente parando desahucios en la puerta, un proceso de estos es muy largo, complejo y cargado de burocracia y violencia, racismo, maltrato institucional, pero eso es más difícil de representar mediante el audiovisual. En este contexto del Fem llars feministes, se visibiliza la ocupación de la Torre Feminista en Poble-sec, una operación no mixta para un bloque de mujeres.

Por las mismas fechas, Transductores, que son Javier Rodrigo, Andrea Corachán y Pablo Pérez Becerra, estaban trabajando con otras entidades en un proyecto de cultura comunitaria sobre la expulsión de las vecinas y el barricidio. Para el proceso, que culminará en una obra de teatro, se pidió al Sindicat de Barri que documentara la acción y el proyecto de La Torre Feminista. Veremos un vídeo que no está acabado, está en proceso de montaje, lo cual inevitablemente nos mueve como espectadores y nos hace verlo con otros ojos. Espero que os guste, a nosotros nos parece precioso y queremos agradecer al Sindicat de Barri de Poble-sec que nos lo pasaran para la ocasión. Acaba con reggaeton! [Para la transcripción hemos subido la pieza final]

¡Muchas gracias!
Moltes gràcies!





Higo Mental

Cartel de María Medem





Higo Mental
Higo Mental